Detectar Los Síntomas de Un Infarto Cerebro Vascular Te Puede Salvar La Vida..!

0
43

Es una Carrera contra el tiempo en que este tratamiento es efectivo y se limita a 4 horas y media contadas desde el momento en que se iniciaron los síntomas.

Los accidentes cerebro vasculares o también conocidos como Ictus, son una de las principales causas de muerte en todo el mundo, y son una carrera contra el tiempo, La región del cerebro que depende de la arteria que se ha tapado puede rescatarse si se logra restituir prontamente el flujo de sangre a través de la arteria. Para esto se realiza una trombolisis intravenosa que consiste en administrar por una vena un fármaco que tiene la capacidad de disolver el coágulo.
El consumo de tabaco, una dieta poco saludable y la falta de ejercicio, son factores de riesgo asociados al infarto cerebral, además de los relacionados al estilo de vida como es la hipertensión y diabetes, pero
El tiempo en que este tratamiento es efectivo se limita a 4 horas y media contadas desde el momento en que se iniciaron los síntomas

Las Causas que provocan un Accidente cerebro Vascular
Muchos de los factores que pueden aumentar las posibilidades de padecer riesgo no se pueden controlar (la edad, la historia clínica familiar, la raza o el sexo). Sin embargo, la mayor parte de los factores que aumentan el riesgo pueden ser cambiados, tratados o modificados.

• Edad avanzada: Pasados los 55 años, cada década vivida dobla el riesgo de padecer un ictus. No obstante, esto no quiere decir que las personas jóvenes no sufran el problema.

• Sexo: Se producen, más o menos la misma cantidad de ictus en los dos sexos. No obstante, más de la mitad de las muertes son en mujeres.

• Herencia familiar y raza: El riesgo de sufrir un ictus es mayor si alguna persona de la familia lo ha padecido. Los negros tienen más riesgo de muerte y de padecer discapacidades más grandes que los blancos, en parte debido a que en esta raza la presión sanguínea elevada tiene más incidencia, y este problema es un factor de riesgo importante en ictus.

• Haber sufrido un ictus recientemente: Una vez sufrido un accidente cerebrovascular las posibilidades de padecer otro aumentan considerablemente.

• Tener la presión sanguínea elevada: La hipertensión arterial es el factor de riesgo que mejor predice el ictus. De hecho, otros riesgos dependen de éste. Aproximadamente un 70 por ciento de los ictus ocurren a causa de la hipertensión. Muchos científicos opinan que la mejora en los tratamientos de esta patología es una razón clave para explicar la bajada acelerada del número de muertes por ictus.

• Fumar: En los últimos años los estudios han demostrado que fumar cigarillos es un factor importante de riesgo. La nicotina y el monóxido de carbono dañan el sistema cardiovascular de varias formas. El uso de anticonceptivos orales sumado al tabaquismo incrementa en gran medida el riesgo de ictus.

• Padecer diabetes: La diabetes es un factor de riesgo independiente y esta relacionada en gran medida con la presión sanguínea elevada. Aunque la diabetes se puede tratar, padecerla incrementa el riesgo de ictus. Los diabéticos suelen tener también el colesterol alto y sobrepeso, lo que aumenta todavía más sus riesgos.

• Sufrir enfermedad de la arteria carótida. Las arterias carótidas del cuello proveen al corazón de sangre. Una carótida dañada por la aterosclerosis puede bloquear el vaso y provocar un coágulo de sangre, que puede causar un ictus. El diagnóstico de este problema lo realiza el médico escuchando con su estetoscopio en el cuello y detectando un sonido anormal.

• Presentar enfermedad cardiaca: Un corazón enfermo aumenta el riesgo de ictus. De hecho, las personas que padecen problemas cardiacos tienen el doble de posibilidades de padecer este problema. La fibirlación atrial (el latido rápido y descoordinado de las cámaras cardiacas superiores) aumenta particularmente el riesgo de ictus. El ataque al corazón también es una de las causas de muertes más frecuentes en los supervivientes de un ictus.

• Sufrir ataques isquémicos transitorios: Se los conoce como mini ictus que producen síntomas similares, pero no daños que perduran.

• Contador de glóbulos rojos alto: Un incremento moderado o importante del número de glóbulos rojos también es un indicador importante de ictus. La razón es que los glóbulos rojos provocan que la sangre se espese, lo que puede provocar coágulos más fácilmente.

• La estación del año y el clima: Las muertes por ictus ocurren con más frecuencia con temperaturas extremadamente frías o calurosas.

• Consumir alcohol en exceso: El exceso de alcohol puede aumentar la presión sanguínea, aumentar la obesidad, los triglicéricos, el cáncer y otras enfermedades, causar fallos cardíacos y, en consecuencia, provocar un ictus.

• Ciertos tipos de consumo de drogas: Tomar drogas por vía intravenosa aumenta el riesgo de ictus debido a un émbolo cerebral. El uso de cocaína también se ha relacionado fuertemente a ictus, ataques de corazón y varias complicaciones cardiovasculares. Estos problemas se han dado, incluso, cuando se ha consumido por primera vez cocaína.

¿Cómo detectar un infarto cerebral a tiempo?.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) 60% de las personas que sufren un infarto cerebral no son atendidas a tiempo, lo que provoca que al interrumpirse la absorción de oxígeno y nutrientes en el cerebro causen alguna discapacidad o hasta la muerte.

Aprender cómo detectar un infarto cerebral y conocer sus síntomas puede ser la diferencia entre la vida y la muerte, por eso los compartimos contigo

señales de un infarto cerebral

• Debilidad muscular. En rostro o incluso presentar parálisis facial.

• Entumecimiento. Se presenta solamente de un lado del cuerpo y puede ser en algún brazo o pierna.

• Confusión: Dificultad para hablar o comprender lo que se dice

• Debilidad visual. Dificultad para ver con uno o ambos ojos.

• Dolor de cabeza. Es un dolor intenso sin causa aparente

• Pérdida de conocimiento. Se pueden tener desmayos.

• Dificultad de equilibrio. Mareos, pérdida de coordinación

¿Cómo evitar un infarto cerebral?

Los infartos cerebrales son un grave problema de salud a nivel mundial, pero se pueden evitar con sólo invertir un poco tiempo y esfuerzo.

• Abandona el tabaco. Desde los primeros momentos en que dejas el cigarroel cuerpo comienza a sentir el cambio.

• Ejercicio. Realizar alguna actividad física por lo menos 30 minutos al día disminuye significativamente los riesgo de sufrir un infarto.

• Alimentación nutritiva. Comer cinco raciones de frutas o verduras al día, y reduce el consumo de sal.

Recuerda que si padeces hipertensión, diabetes, hiperlipidemia o presentasobesidad debes tener un control y tratamiento adecuado para la enfermedad, de esta forma podrás evitar un infarto cerebral.

Los Síntomas Aveces suelen Presentarse distinto en Mujeres

Las mujeres tienen síntomas diferentes a los hombres cuando sufren un accidente cerebrovascular Esto implica que, en determinados casos, las mujeres pueden recibir un tratamiento inadecuado, porque los médicos no identifican sus síntomas con los que preceden al Accidente Cerebro vascular.

es fundamental reaccionar a tiempo. Para recibir el tratamiento en el momento preciso, los pacientes tienen que conocer bien los signos o síntomas que indican la aparición de estos ataques. En el caso del infarto las señales que lo preceden son muy conocidas (dolor en el brazo, opresión en el pecho), sin embargo, cuando se trata de un ictus estos signos son más variados y por tanto, pueden pasar desapercibidos. Además, un reciente estudio señala que las mujeres tienen síntomas diferentes al sufrir un accidente cerebrovascular.

El trabajo, que se publica en la revista especializada Annals of Emergency Medicine, revela que el 30 por ciento de las mujeres que sufren un infarto cerebral tienen síntomas inusuales para esta afección.

Según esta investigación, los Hombres son más susceptibles de experimentar síntomas tradicionales como parálisis o debilidad repentina en un lado del cuerpo (cara, brazo, pierna). En cambio, las mujeres tienen más síntomas no tradicionales como dolor o alteraciones en la orientación.

Además, las mujeres tenían otros signos no neurológicos, como dolor en el pecho o interrupción en la respiración, mientras que los hombres eran más propensos a experimentar dificultades para andar.

El hecho de que los síntomas del ictus sean poco tradicionales en las mujeres puede repercutir negativamente en la detección y el tratamiento de una enfermedad que debe atajarse con urgencia.

Por estos motivos, los autores del trabajo instan a la población a que se informe sobre los síntomas (tanto los tradicionales, como los no tradicionales) del ictus, especialmente si son personas con riesgo potencial.

 

Dejanos Tu Respuesta